¿Crees que estudiar solo no logra ser 100% efectivo para ti? Pues, una técnica de estudio que puede servir a más de uno es la de estudiar en grupo. Formar un grupo de estudio que te ayude a profundizar en tus conocimientos puede ser aquello que te faltaba para alcanzar las notas deseadas. No obstante, nuestro objetivo es lograr hacerlo funcional y eficiente. De estar mal hecho o manejado, un grupo de estudio podría ser nuestra perdición. A continuación algunos consejos que deberías seguir si deseas incursionar en esta técnica de estudio.

 

1      ELIJAN BIEN A LAS PERSONAS DEL GRUPO

“Mejor solo que mal acompañado”

Tener en mente estas sabias palabras populares es vital antes de conformar un grupo de estudio. ¿Por qué? Porque las personas que conformen esta célula de estudio serán la clave del éxito o fracaso de la misma. No necesariamente serán tus amigos o las personas más inteligentes del salón aquellos a los que debas recurrir para estudiar en grupo. Tienes que tener en cuenta que hay personas que estos no estén hechos para este tipo de colaboración y podrían alterar la dinámica grupal Por ello, la elección como primer paso podrá determinar tu éxito o fracaso.

¿Cuáles son las características deseadas?

  1. Ser agradables, pacientes y respetuosos. Es importante que las personas que conformen el grupo generen un ambiente ameno y de confianza. Sin importar qué tan inteligente sea una persona o qué tan buen amigo pueda ser, necesitamos personas que positivas, propositivas y tolerantes.
  2. Estar dispuestos a colaborar y aportar al grupo. Cada integrante debe aportar algo al grupo, pues la idea es que cada uno de los miembros tengan los mismos beneficios por participar. No se trata de esto se convierta en una tutoría en donde uno de los integrantes se vuelva en un profesor de otros. La idea es que todos se ayuden en igual medida y por ello cada uno tenga algo que aportar (Apuntes, resúmenes, mapas mentales, explicaciones, etc.)
  3. Estar comprometidos con el grupo (Asistencia y puntualidad). Es necesario que cada miembro esté dispuesto a comprometerse al 100% con el grupo de estudio. Así, tiene que respetar las fechas y horarios de las reuniones establecidas. El respecto que cada miembro tenga al grupo y a su labor es vital para su continuidad.

 

¿Cuáles son las características negativas que deberás evitar?

  1. Evitar tener un grupo de solo amigos. Procura añadir a gente fuera de tu grupo de amigos cercanos a la dinámica.  Tener un grupo que solo tenga a tus mejores amigos adentro solo va a distraerte. No te sorprendas de que terminen hablando de cualquier cosa menos de las clases.
  2. Evita a personas irresponsables. Personas que demuestren que no puedes confiar con responsabilidades importantes para el grupo (Ej. Hacer un resumen de una lectura, tomar buenos apuntes para compartir, etc.)
  3. Evita gente intolerante y poco paciente. En un grupo vas a tener a gente que entienda más rápido que otra. Tener paciencia para explicar a otra persona un concepto y para entender que una persona puede tardar más en entender que uno es vital. El grupo está para ayudarse, no para hacerse sentir mal o generar peleas.

 

2      ENCUENTREN UN LUGAR ADECUADO

Una vez tengas a las personas, encuentra el lugar. Tener un lugar de reunión adecuado es vital para poder empezar un grupo de estudio y es uno de los primeros pasos que debes prever. Eso evita que se pierda el tiempo buscando o coordinando espacios de reunión cada vez que decidan estudiar en grupo. Lo ideal es que sea un lugar en donde todos los integrantes puedan entrar cómodamente y en donde no existan distracciones o elementos que limiten sus discusiones.

¿Qué lugares podrían ser ideales para estudiar en grupo?

  • Una casa. Si alguien del grupo ofrece su casa esta puede ser la solución a muchos problemas. Recuerden que lo ideal es que esta esté en un punto estratégico que no perjudique a algún miembro del grupo y también tenga disponible un lugar cómodo de trabajo.
  • La biblioteca o espacios de la universidad. En varias universidades existen espacios que pueden reservarse para trabajos y grupos de estudio. Son ideales para esta labor porque muchas veces cuentan con los implementos necesarios (retroproyector, pizarras, tomacorrientes varios, etc.) para hacer de la experiencia la más completa. Solo hay que ser responsables con las reservas a tiempo.
  • Un café. Esta es engañosa, porque va a depender bien de qué café se escoja. Si es un café muy concurrido y que sea bastante exigente con el consumo y tiempo, entonces no. Pero si es un café ameno, con los espacios habilitados, perfecto. Inclusive tendrás a disposición del líquido elemento y también de bocadillos.

 

3    Hagan un plan de estudio

No es suficiente reunirse y hablar de lo que se les venga en gana. En la primera reunión el grupo tiene que hacer un temario y un cronograma de estudio a seguir. Hay que tener un ruta, un plan de acción, para llegar al éxito. ¿Qué significa esto? Tenemos que primero que poner sobre la mesa todos los temas que se han tratado en clase e identificar cuáles temas van a requerir mayor o menor esfuerzo. Asimismo, hay que identificar para cada tema las lecturas obligatorias y material adicional que los profesores han dejado. De esta manera se tiene que lograr un plan que permita que cada sesión no se pierda el tiempo discutiendo qué temas se van a ver, facilite que las personas repasen previamente la temática y vengan con preguntas puntuales, se pueda elaborar material complementario previamente, etc.

Ejemplo

Esquema
Clases correspondientes
Material de la clase
Sesión de estudio
UNIDAD I (1-3)
Tema 1 Subtemas A

Subtema B

Subtema C

1 Lectura Obligatoria 1 Sesión 1 (3 de agosto)
Tema 2 Subtema A

Subtema B

1-2 Sin material Sesión 2 (10 de agosto)
Tema 3 Subtema A

Subtema B

3 Vídeo

Lectura Obligatoria 2

Sesión 2 (10 de agosto)
UNIDAD II (3-4)
Tema 1 Subtema A

Subtema B

3 Sin material Sesión 3 (17 de agosto)
Tema 2 Subtemas A

Subtema B

Subtema C

4 Lectura obligatoria 1

Lectura suplementaria 1

Sesión 3 (17 de agosto)

 

4 Repártanse las tareas

Lo ideal es que con el cronograma también se especifiquen las responsabilidades de cada integrante del grupo de estudio. Cada sesión debería haber responsabilidades compartidas y también individuales. De esta manera evitarás que alguien sienta que da más de lo que recibe. Recomiendo las siguientes labores para las sesiones.

  1. Labores compartidas:
    • Llevar copias de tus apuntes de clase o mandarlos vía mail con anterioridad a tus compañeros. Así garantizas tener diferentes apuntes para complementar los tuyos propios y tienes más material para estudiar.
    • Compartir material adicional como informes de lectura, pruebas, prácticas o demás trabajos hechos en el transcurso del curso que pueda servir. Esto puede ayudar a resolver tus dudas viendo las respuestas de los otros estudiantes de tu grupo.
    • Llevar dudas y preguntas previas a la sesión. Siempre repasa antes las clases y ve con tu grupo a solo resolver dudas que tengas. Así aprovechas el tiempo.
  2. Labores individuales:
    • Actas finales. Esta es mi recomendación absoluta. Tener un encargado cada sesión de estudio que se encargue de hacer un resumen de los temas que se trataron. Esta acta debería tener las anotaciones de aquellos temas más difíciles o los consejos más interesantes que surjan en la sesión. Asimismo, podría este encargado agregar en el documento la información de todas las notas de clase entregadas previamente para así tener un documento de resumen sólido de estudio.
    • Resúmenes de lecturas obligatorias y adicionales. Si la clase deja demasiadas lecturas podrían dividirse el trabajo. Al final cada uno hace un resumen de una lectura y la explica al grupo, de tal manera todos se quitan un peso de encima. Recomiendo que cada lectura tenga a dos encargados para tener así dos resúmenes que se puedan complementar.

 

5. Respiren hondo y sigan

Estudiar en grupo no es para todos y tampoco es una labor tan fácil como parece. Siempre van a existir problemas y lo importante no solo es tratar de evitarlos, sino saber resolverlos. Ten paciencia y trata de hacer que la experiencia funcione dentro de lo que sea posible. Recuerda que las reglas tienen que estar claras desde un inicio para que luego no se tengan momentos incómodos. Después de todo, un grupo de estudio no es para amargarnos la vida.

Recuerda que todo tiene solución (excepto la muerte). Conversando se entiende la gente.

Imagen relacionada

Share This
A %d blogueros les gusta esto: